Refrigeración consciente: la nueva apuesta sostenible de Challenger

Por Revista AXXIS
/
Julio
29 - 2022
Crédito de la foto: Cortesía Challenger
Conozca cómo Challenger implementa estrategias para lograr que sus procesos de producción sean sostenibles y responsables con el ambiente.

La planta de Challenger en Bogotá obtuvo una acreditación ambiental por sus procesos responsables con el medioambiente

Además de su tecnología ecoeficiente –que se traduce en considerables ahorros de energía–, las nuevas neveras de la compañía Challenger tienen un componente extra: son producidas en una planta regida por procesos sostenibles. 

La planta de refrigeración de la compañía colombiana, ubicada en Bogotá, “cuenta en su cubierta con 912 paneles solares, que suministran energía renovable para su operación”, explica Carlos Andrés Sepúlveda, analista profesional ambiental de Challenger. 

A esto se suma una estrategia de reutilización de agua, obtenida de la operación industrial, el casino y la lluvia, que procesan en su planta de tratamiento de aguas residuales para reincorporarla en la cadena de producción y en los sanitarios. 

Vea tambien: Conozca Pisani, la nueva tienda de acabados arquitectónicos

“Tratamos aproximadamente 1751 metros cúbicos anuales de agua y ahora llegamos a un promedio de 300 metros cúbicos por mes”. 

Por otra parte, “el 90 % de los residuos que generamos son llevados a centros de aprovechamiento, basados en la economía circular. Tan solo el 10 % se va para disposición final”. 

Algunos, como el aglomerado, los transforman en soportes para pantalla y descansapiés para la empresa. Gracias a estas y otras estrategias obtuvieron la acreditación “Excelencia Ambiental” dentro del Programa de Excelencia Ambiental Distrital –PREAD– de la Secretaría Distrital de Ambiente de Bogotá, otorgado como reconocimiento a su compromiso por reducir su impacto en el entorno. 

Tres puntos a destacar de Challenger

1. Con esta planta han evitado la emisión de 2358 toneladas de CO2 .

Vea tambien: ¿Cómo escoger las pinturas y texturas adecuadas para cada espacio?

2. Challenger usa un icopor en sus empaques que se recupera para entregárselo a un transformador que genera biodiésel. 

3. Al ser más fácil de reciclar, la compañía cambió el material de sus cajas por kraft. Esto evita el uso de plásticos. 

Deja un comentario:

Newsletter Axxis

Registrese para recibir todo nuestro contenido

Lo más reciente

Cuatro casas en una y 460 metros cuadrados en este hermoso proyecto

POR Rodrigo Toledo. Arquitecto y profesor asistente de la Universidad Pontificia Bolivariana
Send this to a friend