Una casa en el corazón de Brooklyn para vivir un verano de ensueño en Nueva York

Por Revista AXXIS
/
Junio
30 - 2021
Crédito de la foto: Fuente: v2com- Francis Dzikowski / OTTO
Esta casa adosada con estructura de madera de 20 pies de ancho, ubicada al final de una fila a lo largo de un patio lateral estrecho, tenía extensiones delanteras y traseras existentes. El volumen del edificio se manipuló selectivamente, en algunos casos mediante la suma, en otros mediante la resta, para mejorar el tamaño de las habitaciones, las secuencias y las adyacencias.

Esta casa adosada con estructura de madera de 20 pies de ancho, ubicada al final de una fila a lo largo de un patio lateral estrecho, tenía extensiones delanteras y traseras existentes. El volumen del edificio se manipuló selectivamente, en algunos casos mediante la suma, en otros mediante la resta, para mejorar el tamaño de las habitaciones, las secuencias y las adyacencias. Se utilizaron tragaluces, paredes de ventanas y esquinas acristaladas de generosas dimensiones para aprovechar al máximo la luz natural disponible.

La extensión delantera fue tallada en la esquina para crear un porche delantero cubierto, una ventana envolvente y un vestíbulo. La rotación de la puerta principal, ahora perpendicular a la calle, atenúa la secuencia de entrada (lo que significa que el visitante no ingresa directamente al volumen principal, como en una típica casa adosada). Para abrir la pared expuesta a la luz disponible, las escaleras se trasladaron a la pared medianera. En lugar de un tramo recto, las escaleras dan un giro de noventa grados y están iluminadas desde arriba, por un gran tragaluz. Las esquinas de la sala de estar y los comedores se erosionaron para traer luz y extender las vistas en diagonal.

La extensión trasera se amplió a unos 15 pies para crear una generosa cocina con paneles de caoba con una isla, una despensa y un rincón para la oficina en casa. Una plataforma de la cocina extiende la materialidad de los espacios de vida interiores hacia el patio. Arriba, la suite principal está ubicada en la parte delantera y aislada del bullicio de la casa por una esclusa de aire de dos puertas corredizas paralelas.

Vea tambien: Lujo y teatralidad en el nuevo restaurante de Bad Bunny en Miami

 Un vestidor con ventana, un baño iluminado por el cielo y una pared acristalada orientada al oeste aportan mucha luz al interior. En la parte trasera, las ventanas que envuelven las esquinas aprovechan los cielos abiertos detrás de la casa para traer generosas cantidades de luz a los dormitorios de los niños. El roble blanco, utilizado para pisos, escaleras y estanterías y gabinetes empotrados en toda la casa, mantiene la paleta pálida y neutra.

En los baños, elementos de roble se mezclan con baldosas de cemento y mosaicos cerámicos en azul y blanco. En el sótano, que está configurado como sala familiar y espacio de almacenamiento de equipos, las baldosas de vinilo en un patrón gráfico brindan interés visual. 

El revestimiento exterior de cedro blanco machihembrado, combinado con cercas y jardineras integradas, crea esquinas cuadradas nítidas. Rectángulos de tinte gris envuelven las esquinas y las inserciones para enfatizar los cambios volumétricos en la fachada. 

Vea tambien: Un hermoso condominio en Cartagena para ‘sentir y vivir el mar’

2 respuestas

Deja un comentario:

Send this to a friend