Todo lo que tiene que saber para elegir bien los acabados de su casa

Por Revista AXXIS
/
Junio
30 - 2022
Crédito de la foto: Arquitectura: Colette Studio. Foto: Iván Ortiz. Producción: Mariana Arango.
Luz, color y textura son tres elementos fundamentales a la hora de elegir los acabados y pisos que han de imprimir carácter a cualquier estancia de la casa.

Plantear correctamente la forma en que se ilumina el espacio y la paleta de color y texturas que lo envuelven puede significar un cambio fundamental en nuestra manera de percibirlo, sentirlo y habitarlo. Ya sea la zona social, pensada para compartir e interactuar, o un área privada como la habitación, destinada principalmente al descanso. 

Es importante analizar el potencial de acceso a la luz natural para aprovecharla al máximo. La entrada ininterrumpida del sol calienta los espacios y los llena de vida. Esto, según el clima, puede ser positivo o traer complicaciones. Un exceso de luz hace que algunas actividades, como el trabajo en casa, sean incómodas. Filtros y tamices –cortinas, velos, celosías interiores o exteriores e, incluso, la presencia de vegetación– sirven para matizar su entrada y controlar el calor, en caso de ser necesario; además, ofrecen posibilidades de jugar con luces y sombras, colores, geometrías y texturas que llenan de carácter el lugar. 


Arquitectura: Hacker Architects. Foto: Jeremy Bittermann, cortesía Hacker Architects.

En respuesta a la cantidad de iluminación de la que disfruta el espacio, se plantea una u otra paleta de colores. Los claros –al igual que las superficies lisas y homogéneas– reflejan la luz y son ideales para lugares cuyo acceso a ella es limitado. Su uso extensivo genera ambientes luminosos, aunque les otorga a la vez un carácter más frío y menos acogedor. 

Los baños, lugares que se definen por su contacto con el agua y por requerir mayor asepsia, suelen exhibir también texturas lisas y colores claros, que resultan en una sensación de limpieza. Para evitar que se perciban demasiado fríos es aconsejable utilizar porcelanatos que repliquen texturas naturales como las de la piedra y la madera, con el fin de mantener su practicidad  pero generar una sensación más cálida y acogedora. 

Vea tambien: Cuatro casas en una y 460 metros cuadrados en este hermoso proyecto


rquitectura: David Restrepo Arquitectos. Foto: Mónica Barreneche.

Algo similar ocurre en la cocina, donde su transformación de un espacio utilitario en uno cada vez más social se ve reflejada en el cambio de los colores y materiales que la conforman. Actualmente encontramos más tonos cálidos y texturas de madera y piedra, implementadas a partir de porcelanatos, pisos de madera multiestructurada o piedras sinterizadas que garantizan su durabilidad en el tiempo. Al combinar su calidez con superficies lisas y, o, brillantes, se crea un contraste y un equilibrio muy atractivo. 

Los colores fuertes exhiben una gran personalidad. Su presencia nunca pasa inadvertida, aunque si se utilizan en exceso pueden llegar a abrumar. Sin embargo, desplegados correctamente llenan el espacio de alegría y personalidad. Empleados  sobre texturas planas o reflectantes ofrecen vitalidad, mientras que si forman parte de superficies cargadas de textura,  incorporados en telas o papeles de colgadura, sirven como punto focal y aportan calma y tranquilidad. 


Arquitectura: Stuart Silk Architects. Foto: Aaron Leitz, cortesía Stuart Silk Architects.

La combinación de colores neutros –como grises, blancos cálidos y taupé– siempre es una apuesta adecuada si de generar un telón de fondo se trata. Un trasfondo tranquilo mantiene la calidez en el tiempo y permite transformar el espacio de manera sustancial a partir de intervenciones puntuales, como el cambio de tapicería de una poltrona, el color de una pared, la llegada de una obra de arte o un objeto decorativo. 

“Ni tanto que queme al santo ni tanto que no lo alumbre”, solían decir las abuelas en su sabiduría, al señalar la importancia de mantener un equilibrio. Filosofía perfectamente aplicable a la hora de diseñar un espacio, escogiendo sus colores y texturas para definir la sensación que se quiere crear al habitarlo. ■ 

NOS ENCANTA 

➔ El correcto uso de las texturas da como resultado ambientes con carácter. 

Lea más en nuestra sección de arquitectura.

Deja un comentario:

Newsletter Axxis

Registrese para recibir todo nuestro contenido

Lo más reciente

Cuatro casas en una y 460 metros cuadrados en este hermoso proyecto

POR Rodrigo Toledo. Arquitecto y profesor asistente de la Universidad Pontificia Bolivariana
Send this to a friend