La casa de muñecas de Simón Vélez

Por Fotografía: Andrés Vabuena.
/
Enero
6 - 2016
La ceremonia del té es un evento representativo de la cultura japonesa. Es un encuentro en el que se celebra la espiritualidad a partir de la admiración de la belleza que se encuentra en la humildad, la sencillez y la austeridad. La casa del té suele responder a estos principios: es un lugar imperfecto, sobrio, sencillo y austero, y sin embargo cargado de contenido.

Arquitecto Simón Vélez, en Bogotá

En la Candelaria encontramos el restaurante Prudencia y su casa de muñecas, los cuales, lejos de repetir lo que sucede en las casas del té, lo reinterpreta y adapta al contexto local.

Con la disculpa de generar un espacio para compartir y comer, y una casa de muñecas para que los niños puedan jugar; y a partir del uso de materiales modestos, como la esterilla de bambú, el metal, la madera y tubos petroleros reciclados, el arquitecto adapta la construcción existente, aprovechando la luz y la serenidad de los patios de estas antiguas viviendas coloniales para encontrar la sencillez.  La casa de muñecas de Simón Vélez.

revista axxis de arquitectura

Vea tambien: Espiritualidad y pragmatismo, la dualidad que convive en esta ‘casa manga’

//revistaaxxis.com.co

Deja un comentario:

Newsletter Axxis

Registrese para recibir todo nuestro contenido

Relacionados

La torre de madera más alta del mundo


POR Mateo Arias Ortiz, editor digital de revista AXXIS

Acero, un material atemporal para usar una y otra vez


POR Rodrigo Toledo, profesor asistente de la facultad de arquitectura de la Universidad Pontificia Bolivariana

Espiritualidad y pragmatismo, la dualidad que convive en esta ‘casa manga’


POR Natalia Pedraza Salamanca. Redactora digital de la revista AXXIS
Send this to a friend